Uruguay: Pepe Mujica da un segundo gobierno a la izquierda

LatinoaméricaLibre

 

Al igual que Honduras, Uruguay también eligió al que será su próximo Presidente. Este domingo se celebró la segunda vuelta de las elecciones presidenciales en donde la coalición de izquierdaFrente Amplio (FA), representada por el candidato José «Pepe» Mujica obtuvo un segundo gobierno. Con el 532,59% de los votos, el ex guerrillero superó por cerca de 10 puntos al ex Presidente Luis Alberto Lacalle, del Partido Nacional, quien obtuvo el 43,32%.

Los resultados, con el 88% de las mesas escrutadas, indicaban que Mujica obtuvo unos 80 mil votos más que los logrados en la primera vuelta el 25 de octubre, lo que indica que hizo más que retener todos los sufragios frentistas. El nuevo presidente, que toma posesión el 1 de marzo, se la jugó desde el primer momento en defender una imagen de moderación y de unidad nacional.

La victoria de Mujica supone la continuidad de la política desarrollada por la coalición de izquierda Frente Amplio, encabezada por Tabaré Vásquez, que ya cuenta con mayoría en las dos cámaras, Congreso y Senado, pero significa también la llegada a la presidencia de un reconocido dirigente de la izquierda latinoamericana, con una polémica historia personal: fue dirigente de la guerrilla urbana de izquierda radical Tupamaro, vivió en la clandestinidad y estuvo casi quince años en prisión.

Durante la campaña, se preocupó por mostrarse cercano al eje de izquierda moderada de los presidentes de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, y de Chile, Michelle Bachelet. Ya que ha afirmado que su gobierno «será un gobierno que siempre va a buscar negociar y negociar hasta el capítulo final».

Si bien hay una clara moderación de su discurso desde su ingreso al Parlamento, su pasado en la guerrilla urbana izquierdista podría generar un acercamiento con el líder venezolano Hugo Chávez. Sin embargo, Uruguay es una de las democracias más estable de América Latina, por lo que es difícil pensar en que se generará ese tipo de polarización.