Electorales: Elecciones Presidenciales en México

Latinoamérica Libre
25 de junio 2012

De cara a las elecciones presidenciales y legislativas del 1 de julio de 2012 todos los partidos políticos mexicanos ponen en juego sus mejores armas para conquistar a la ciudadanía. En julio los candidatos estarán disputándose la Presidencia, cargo que será ostentado por 6 años, desde el 1 de diciembre de 2012 hasta el 30 de noviembre de 2018.

En la democracia mexicana el Presidente es electo por el método de mayoría simple sin segunda vuelta. Quien resulte electo dura seis años en el cargo y sin derecho a reelección.

También se renovará los siguientes cargos a nivel federal: 128 Senadores y 500 Diputados Federales. Esto coincide con la celebración de elecciones locales en una tercera parte del país, en las que se elegirán gobernadores para los estados de Guanajuato, Jalisco, Morelos, Chiapas, Yucatán y Tabasco, 549 alcaldes, doce congresos locales y Jefe de Gobierno más 16 alcaldías menores de Ciudad de México.

El actual presidente de México es Felipe Calderón, del Partido Acción Nacional (PAN). Deja la presidencia con un desplome de su nivel de popularidad, el más bajo en cuatro años, a 48%, y diez puntos por debajo de la última medición, de febrero pasado (encuesta Buendía&Laredo). Lo que dificulta entregarle un alta base de apoyo a la candidata del oficialismo.

Las tendencias electorales expresadas en las elecciones federales intermedias de 2009 y en los comicios para elegir gobernador, realizados de 2006 a 2011, han venido a corroborar una tendencia que se presenta sostenida en los últimos años: el paulatino –pero sólido- regreso del Partido Revolucionario Institucional (PRI) a las máximas instancias de gobierno.

El PRI, que modeló la vida institucional desde la revolución, ha logrado incorporar en esta década fuera del poder elementos modernizantes y democratizadores en sus estructuras internas y en sus líneas programáticas. Sin embargo, aún hay dudas sobre su real renovación, y si el retorno de la vieja agrupación revolucionaria implica una vuelta al histórico clientelismo y a la identificación del partido con el Estado, que fue la deriva que sufrió el PRI tras setenta y un años en el uso exclusivo del poder.

Los Candidatos

Gabriel Quadri de la Torre: Partido Nueva Alianza

Andrés Manuel López Obrador (AMLO): candidato de la coalición Movimiento Progresista,
conformada por el PRD, PT y Movimiento Ciudadano.

Josefina Vázquez Mota: abandera presidencial del Partido Acción Nacional (PAN).

Enrique Peña Nieto: candidato de la coalición Compromiso por México, integrada por el PRI
y el PVEM.

Luego de nueve semanas de campaña hay tres candidatos que han tomado fuerza. En primero lugar de las preferencias asoma Enrique Peña Nieto, del PRI. En segundo lugar es disputado fuertemente entre la candidata oficialista PAN, Josefina Vázquez Mota, quien salió victoriosa en el debate del domingo pasado; quien en las últimas dos semanas, ha sido seguida muy de cerca, por Andrés Manuel López Obrador (AMLO), que parecía haber rebasado a la candidata del PAN, de ahí que cualquier cosa es posible.

López Obrador, que fue derrotado por apenas 0,56 puntos en 2006 y perdió apoyo por desconocer el resultado y mantener cortado el tráfico de la capital mexicana por meses, conserva la esperanza de seguir repuntando. Lo ayudan los movimientos juveniles que protestan contra Peña Nieto (1) y la vuelta del PRI al poder. Su discurso populista radical, con promesas tales como aumentar salarios e impuestos a las empresas, en especial a las mineras extranjeras, reforzar a la estatal Pemex y otras empresas del Estado, y crear cadenas estatales de radio y televisión evidencian su opción por cambiar el rumbo de la economía mexicana.

Peña Nieto, un político hábil y carismático, que basa parte de su popularidad en su atractivo físico y vida glamorosa -está casado con una conocida actriz de telenovelas-, ha manejado su imagen con buen márketing, que aprovecha su trabajo como gobernador. Para despejar el temor de quienes ven el retorno de «los dinosaurios» del PRI, que traerían consigo la vieja forma de hacer política, la corrupción y el clientelismo, Peña Nieto se presenta como parte de una nueva generación, alejada de los antiguos dirigentes, completamente democrática y contraria al autoritarismo que caracterizaba al PRI.

Ha prometido mantener el esquema económico y abrir Pemex al capital privado, pero también introducir reformas como un sistema de seguridad social financiado por impuestos, y garantizar un ingreso mínimo a todos los desempleados.

Por su parte, Vásquez Mota, se ha hecho cargo del tema de inseguridad que tanto afecta a México. No parece dispuesta a modificar sustancialmente la estrategia de seguridad emprendida por Felipe Calderón, sino a implementar una segunda fase en la que, asegura, será vital la cooperación y corresponsabilidad de los gobernadores.

La educación, área en la que estuvo al frente durante los tres primeros años de este sexenio, sería su prioridad en caso de cumplir el anhelo de ser Presidenta.

Elecciones

En los comicios del 1 de julio se eligen además 128 senadores, los 500 diputados, seis gobernadores y dos mil de cargos en los gobiernos locales (incluida la alcaldía de Ciudad de México),

De ahí que en estas elecciones ha tomado importancia el tamaño del triunfo. Aunque no hay encuestas (al menos públicas) que confieran suficiente detalle sobre las tendencias electorales para el poder legislativo a nivel estatal, los números de algunas encuestas en semanas pasadas sugerían la posibilidad de que el PRI lograra una mayoría absoluta en ambas cámaras legislativas e, incluso, con sus socios de coalición electoral, potencialmente control constitucional.

Un escenario de esa naturaleza iría en contra de lo que los votantes han preferido desde 1997, primer momento en que le negaron mayoría legislativa al presidente. Más importante sería el riesgo de que un solo partido controlara todas las instancias gubernamentales, situación que, potencialmente, podría traducirse en un intento de restauración del viejo régimen priista.

En materia presidencial, y a menos de 2 semanas de la elección presidencial, la más reciente medición de Consulta Mitofsky da 15.7 puntos de ventaja a Enrique Peña Nieto sobre su más cercano perseguidor, Andrés Manuel López Obrador.

En este estudio realizado entre los días 15 y 17 de junio, el candidato presidencial del PRI-PVEM es el puntero de la
lucha por la Presidencia con el 44.4% de las preferencias efectivas, es decir, descontando a los encuestados que no revelan su intención de voto. Le sigue el abanderado de la izquierda, con 28.7%; Josefina Vázquez Mota del PAN, con 24.6%; y Gabriel Quadri de la Torre, con 2.3%.

El pasado lunes, fueron publicadas las mediciones de Excélsior/BGC, El Universal/Buendía y Laredo, El Sol de México/Parametría y Milenio/GEA-ISA, las cuales daban al abanderado presidencial del PRI una ventaja de entre 13 y 17.3 puntos porcentuales de preferencias efectivas.

También fue difundida, una nueva medición de Milenio/GEA-ISA, de un levantamiento llevado a cabo los días 16, 17 y 18 junio, que otorga una ventaja a Peña Nieto de 19.7 puntos, en este caso, sobre la abanderada del PAN.

En este escenario de incertidumbre, en las últimas semanas el candidato de la izquierda AMLO ha tomado mayor fuerza, pero no hay consenso dentro de las empresas encuestadoras. Como México no cuenta con una segunda vuelta, el electorado se enfrenta a la disyuntiva de definir su voto entre los dos que llevan la delantera o desperdiciar su voto en el tercer lugar. De ahí que la carrera entre AMLO y Josefina Vásquez se ha vuelto muy estrecha. Aún hay cerca de un 20 por ciento de indecisos que podrían definir el resultado.

Fuentes:

¿Vuelve el PRI en México?, Editorial de El Mercurio, 19 de junio de 2012.

Vargas V., Miguel Ángel: “Consulta Mitofsky da 15.7 puntos de ventaja a Peña Nieto”, 19 de junio de 2012. Obtenido en: http://www.adnpolitico.com/encuestas/2012/06/19/consulta-mitofksy-da-157-puntos-de-ventaja-a-pena-nieto

“A handbrake-turn to the left in the polls”; The Economits, 31 de mayo de 2012.

Vargas V., Miguel Ángel: “4 encuestas otorgan entre 13 y 17.3 puntos de ventaja a Peña” ”, 18 de junio de 2012. Obtenido en: http://www.adnpolitico.com/encuestas/2012/06/18/4-encuestas-otorgan-entre-13-y-173-puntos-de-ventaja-a-pena

(1) Una pequeña manifestación de alumnos de la Universidad Iberoamericana, derivó en un movimiento que logró reunir el 23 de mayo a más de 10.000 personas en la capital mexicana y otras ciudades del país y que amenaza con seguir creciendo.

Un grupo de 131 alumnos de la Iberoamericana difundieron en internet un video dando su nombre y número de matrícula universitaria para demostrar que sí eran estudiantes. Este gesto fue secundado por otros muchos estudiantes de esa y otras instituciones del país, y generó en la red social Twitter un movimiento denominado «Yo soy 132». Quienes son muy críticos del candidato priista.


Foto: Foro CNN