Paraguay: Comunicado sobre el lamentable suceso acaecido en Curuguaty

Ante el lamentable suceso acaecido el 15 de junio del 2012 en la localidad de Curuguaty, que enluta a varias familias paraguayas, la Fundación Libertad Paraguay, manifiesta su total repudio y reitera su total rechazo a la violencia como medio de solución a los problemas sociales.

Entendemos perfectamente que la situación de gran parte de la población paraguaya esta más que pauperizada, pero no consideramos ni como último recurso, la utilización de la violencia, los asesinatos, las invasiones de tierras ni cualquier otro mecanismo que no sean los contemplados en el debido proceso y el respeto irrestricto de nuestra Constitución.

No obstante, condenamos enérgicamente el procedimiento esclavizador de las mal llamadas políticas sociales, que lejos de buscar soluciones a los problemas reales sólo han ofrecido réditos políticos a quienes las controlan, condenando a compatriotas no solo a la más espantosa pobreza, sino a la visible situación de dependencia y aletargamiento social.

Los últimos gobiernos se han encargado de inflar el gasto público en detrimento del desarrollo económico al solo efecto de mantener huestes políticas. Consideramos que ese sistema está agotado y urge una reforma estatal urgente. El gasto superfluo y desmedido, es propio de los sistemas de extrema burocracia y gigantismo estatal en el que está inmerso este país.

Rechazamos la justificación que algunos sectores intentan dar al luctuoso suceso, en el sentido de que las muertes se justifican por la mala distribución de la tierra. Ninguna muerte puede justificarse por hecho alguno, por mas oprobioso que este fuera, la vida es un fin en sí mismo y no un medio para ningún otro fin, por más noble que parezca.

Consideramos un despropósito al sistema republicano en donde priman las Instituciones, que deba desarrollarse protocolo alguno para negociar el cumplimiento de las órdenes jurisdiccionales. De ser así todas las infracciones de las leyes del Estado tendrían un protocolo especial y los procedimientos establecidos son letra muerta. La discriminación de los hechos delictuales en cuanto a su tratamiento es ilegal.

Sostenemos además, que el primer mandatario, como tal, es el responsable de la cruel exposición de las fuerzas públicas ante personas que de antemano se conocía que estaban fuertemente armadas, enviándolos al lugar sin el equipo necesario ni siquiera para la mínima defensa. La masacre sobrevino por una total inversión de los roles, en donde los agresores gozaban de mas privilegios en sus derechos y sus vidas que quienes iban en cumplimiento de su deber.

Es así, que este hecho sumado a los graves y contumaces intentos por desconocer las instituciones Republicanas del Paraguay que con vehemencia juró respetarlas, despreciando la Democracia y las Instituciones, relacionándose y asistiendo a grupos que buscan por todos los medios quebrantar las leyes, como los denominados carperos entre otros, hoy hacen que la Fundación Libertad Paraguay, también solicite el enjuiciamiento del Presidente de la República Don Fernando Lugo.

Fundación Libertad Paraguay , 20 de junio de 2012.